Alojamientos, ¿Qué y Cómo elegir?

Cuando tenemos claro los días que necesitamos en cada destino y hemos comprado el vuelo, lo siguiente es buscar los alojamientos.

Nuestro buscador por excelencia es booking.com, a veces hemos contratado alguno en hotels.com o directamente con algún alojamiento, pero nuestra primera opción siempre es booking.com

Me parece un buscador sencillo, en el que puedes filtrar por categoría, precio, mejores valorados… y cambiar la moneda, lo que nos resulta bastante útil.

Cuando tenemos claro el alojamiento que queremos, comparamos el precio en diferentes páginas, para ello utilizamos normalmente tripadvisor.com. Si en alguna ocasión hemos encontrado una oferta mejor a la de booking.com en otra página, nos hemos puesto en contacto con el servicio de atención al cliente de booking.com mediante un chat y nos han igualado la oferta, el trámite no lleva más que un rato, ya que su servicio de atención al cliente es bastante eficaz.

Hotel St. Giles Wembley, Georgetown

Si haces al menos 5 reservas en dos años te conviertes en cliente con categoría genius, por los que puedes optar a un 10-15% de descuento en algunas estancias o alguna otra ventaja como desayuno incluído o un upgrade. No obstante, siempre es bueno comparar, a veces aún con el descuento genius hay otras ofertas más baratas.

Otra opción para intentar ahorrar un poco en nuestras reservas, es hacerlas a través del portal viajar de caixabank.es, si trabajáis con este banco te devuelven un 4% de las reservas que realices a través de su web.

El procedimiento es: acceder desde la zona cliente de caixabank al apartado viajar, desde aquí indicar a través de quién quieres hacer la reserva, booking.com, hotels.com y encontramos alguna opción más, el buscador nos redirige automáticamente. El 4% se reembolsa en nuestra cuenta después de hacer la estancia.

¡Ojo!, a tener en cuenta que algunas veces a través de la web de booking normal sin entrar por el link de caixabank, hemos encontrado ofertas más económicas, así que la cosa va de echarle tiempo y comparar.

Para elegir el hotel, tenemos muy en cuenta las opiniones de otros viajeros, por eso siempre intentamos dejar nuestra valoración en los hoteles que hemos visitado.

Con respecto a esto, las valoraciones de booking.com suelen ser más altas, tripadvisor me parece más fiable por ser algo más exigente, aunque en español suele haber más opiniones en booking y nos sirve para leer las experiencias de otros clientes, que siempre son útiles.

En resumen, en booking siempre filtro por nota, 7,5 o más y en tripadvisor 4 estrellas.

V14 Residence, Budapest

En el viaje que teníamos que haber realizado este marzo, reservamos algunas estancias con Airbnb a través de su aplicación y aunque finalmente no pudimos viajar por la pandemia del covid-19 y a pesar de que nuestra reserva no era con cancelación gratuita el servicio de atención al cliente ha funcionado de 10, nos han hecho una devolución integra sin dar lugar a tener que reclamar nada, por este motivo en los próximos viajes no dudaremos en reservar con Airbnb.

A la hora de elegir los hoteles, no somos realmente exigentes con cosas como las instalaciones o el desayuno, preferimos hoteles más económicos y limpios, es decir, cuando viajamos queremos disfrutar del sitio al que vamos, al hotel vamos a ducharnos y dormir, normalmente el desayuno lo hacemos ya sobre la marcha. Si es posible, una de las cosas que intentamos es que el hotel tenga piscina, sobretodo pensando en que el peque tenga un rato de diversión asegurada, y de paso la aprovechamos los mayores también 😉 Dependiendo del destino es algo que se encuentra con facilidad, ya que por ejemplo en destinos como Estados Unidos y Canadá es muy frecuente que cualquier hotel de categoría media tenga una pequeña piscina, a veces incluso con toboganes, lo que lo hace más divertida.

Travelodge by Windham Golden Sportsman Lodge, Golden.

En algunas ocasiones, hemos optados por alojamiento alternativos a los hoteles. Por ejemplo en nuestro viaje a la Toscana, un par de veces optamos por bungalows en campings. En Canadá, debido a los altos precios en Vancouver elegimos una habitación privada en una guesthouse y aunque el baño era compartido estaba super limpio y nunca lo encontramos ocupado. Otra opción diferente, fue en Tokio, donde nos alojamos en un albergue con habitación privada, dónde las zonas comunes estaban impecables.

Three Kittens Guesthouse, Vancouver.

Un requisito esencial a la hora de elegir una oferta, es que sea con cancelación gratuita, cómo ya sabéis organizamos nuestras propias rutas, por este motivo a veces tenemos que ir cambiando alojamientos según vayan variando los planes.

Y aquí os dejo algunos consejos acerca de cómo seleccionamos nuestros alojamientos e intentamos que sean lo más económico posible dentro de nuestros gustos y necesidades.

Espero que este post os sea de ayuda y pronto todos estemos reservando alojamientos para los muchos viajes que nos quedan por hacer 🙂

¡Ánimo viajeros!

@peketrips

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *